En 3 pasos: obtén un crédito hipotecario para tu primera vivienda

Elegir tu primera casa o departamento es una decisión muy importante. Algunos de los papeleos que esta labor requiere pueden parecer abrumadores, pero con la orientación adecuada y tomando en cuenta algunos consejos, este camino puede ser recorrido de manera tranquila y organizada. El crédito hipotecario es uno de los trámites que ya no deben asustarte. A continuación te presentaremos todos los requisitos y consideraciones que facilitarán tu recorrido crediticio.

A grandes rasgos todo crédito hipotecario consta de tres pasos:

1. Primero debes hacer una precalificación en la que comuniques al banco cuál es tu capacidad de endeudamiento para que ellos determinen si puedes acceder al crédito. En principio no será necesario que seas cliente del banco, dado que la cuenta la puedes abrir posteriormente.

La capacidad de crédito es fundamental en este proceso y los bancos tienen simuladores que te ayudarán a calcularla. En el caso de las parejas casadas, donde ambos son afiliados al IESS, esta capacidad aumenta considerablemente a través de un crédito solidario. Este permite que se unan ambos ingresos y así mejorar el monto del préstamo hipotecario. El BIESS otorga créditos por el 100% del valor de la vivienda hasta $100 mil dólares y a 25 años plazo, ya sea para construir, comprar un terreno o adquirir una vivienda nueva o usada.

2. La aprobación del crédito te será comunicada por el banco y dependerá de tu capacidad de endeudamiento, historial crediticio, referencias personales y otras variables. En esta etapa es importante tener los soportes de toda la información aportada en el primer paso, además de repasar las condiciones y beneficios del banco con el que establecerás la relación crediticia.

En Ecuador, las tasas de amortización, los intereses y años de plazo varían entre cada banco. En la Banca Privada la tasa de interés es de 10.78% anual, aunque en el Banco Pichincha se manejan proyectos calificados como el STATUS, en el que la tasa es de 9.99% anual. El Banco del Pacífico tiene la tasa de interés más baja del mercado (8%). Finalmente, el BIESS reajusta esta tasa cada 180 días y toma como referencia la Tasa Activa Efectiva Referencial del Segmento de Vivienda publicada por el Banco Central del Ecuador.

Dependiendo del banco con el que solicites el crédito, gozarás de diferentes beneficios, como seguros de desgravamen e incendios, atención personalizada durante el trámite, entre otros.

3. Una vez aprobado, se pasará al trámite legal. En esta etapa consignarás ciertos recaudos, firmarás el contrato con el banco y obtendrás el dinero solicitado.

En esta fase existirán algunos gastos asociados a los trámites legales, que varían según el metraje del inmueble. Algunos créditos financian el 100% de estos y otros no. Por ello, hay que tomarlos en cuenta al momento de planificar la solicitud de un crédito hipotecario.

Algunos de estos son:

  • La promesa de compraventa, que puede costar entre 300 y cerca de mil dólares. La firma de una promesa de compraventa se realiza luego de reservar un departamento. En el caso de elegir a Arregui & Montalvo, este valor estará cubierto.
  • Los trámites notariales, la consolidación de hipoteca, el avalúo, los impuestos municipales y el registro de la propiedad son algunos gastos restantes que se cancelan al momento del desembolso del crédito.

Tu primera vivienda está a tres pasos de distancia. Una vez que repases estas consideraciones, estarás listo para iniciar un proceso de solicitud exitoso. No olvides que durante este recorrido, mantener la confianza y la comunicación con el constructor del proyecto es una herramienta importante que te permitirá resolver cualquier duda rápidamente. Si deseas realizar un cálculo de tu crédito hipotecario para iniciar con este emocionante proceso, haz click en la imagen de abajo.

¡Éxito!